Espanto en Córdoba: investigan las muertes de una mujer y de su esposo en una casa

Espanto en Córdoba: investigan las muertes de una mujer y de su esposo en una casa

Espanto en Córdoba: investigan las muertes de una mujer y de su esposo en una casa

La División Homicidios de la Policía y una Fiscalía de Violencia Familiar investigan las circunstancias que rodean las trágicas muertes de una mujer y de su esposo, ambos jubilados, cuyos cuerpos fueron hallados en la tarde del miércoles en un domicilio del barrio Argüello, en la zona noroeste de la Capital.

Se trata de Elizabeth Alejandra Boix y Juan Pascual Tiglio, ambos de 61 años.

Respecto a qué fue lo que pasó, no está claro y se espera el avance de la pesquisa. La autopsia será clave para el esclarecimiento.

No está claro si se trató de un hecho accidental o algo criminal.

Hay un punto no menor en toda esta historia: los pesquisas están ahondando en circunstancias que tienen que ver con el contexto de la pareja y la relación que tenían.

Espanto en Córdoba: investigan las muertes de una mujer y de su esposo en una casa

Fuentes policiales informaron que en la casa se percibió un fuerte olor a gas. Los policías llegaron al domicilio de calle Teodoro Richards al 6339 alertados por un llamado de una hija de la pareja, preocupada porque no tenía noticias de ambos desde hacía varios días.

Conmoción

Fuentes oficiales señalaron que todo se descubrió en la tarde del miércoles luego del llamado de esa mujer de 34 años que alertaba su preocupación por la falta de noticias de sus padres.

Indicó que no sabía de ellos desde el pasado 6 del corriente y que temía lo peor.

Así fue llegaron policías y bomberos al domicilio.

Tras forzar la puerta de calle, los efectivos se encontraron con un cuadro terrible.

Más allá del olor a gas que inundaba el inmueble, hallaron al hombre muerto sobre una cama matrimonial en una pieza.

Por otro lado, dieron con el cadáver de la mujer (sin ropa) en un departamento trasero del inmueble.

Los cuerpos se encontraban en un avanzado estado de descomposición.

Familiares y allegados a los jubilados relataron que vivían separados bajo el mismo techo y que no tenían una buena relación.

Como el protocolo indica, acudieron peritos de la Policía Judicial. Hubo tardanza de esos pesquisas.

Se esperan los resultados de la autopsia a los cuerpos, lo cual permitirá echar luz sobre lo sucedido. Mientras tanto, peritos de Homicidios arrancaron con las primeras averiguaciones. Se toman testimonios a los familiares y a vecinos.